No se renovaron los contratos de Magnín y Galoppo

Los dirigentes de Unión y el secretario técnico, Martín Zuccarelli, tomaron la decisión de no renovar los contratos de Marcelino Galoppo como coordinador de divisiones inferiores y de Eduardo Magnín, el entrenador de la reserva.

Galoppo ni siquiera había cumplido un año al frente de la coordinación de juveniles. Llegó después del alejamiento intempestivo de Martín Ciccotello y, por lo visto, el balance no fue todo lo positivo deseado para mantenerlo en ese puesto neurálgico en el proyecto futbolístico del club.

Se mencionó el nombre de Alejandro Triunfini, quien estuvo trabajando en el club desde el 2013 hasta fines de 2016. Su llegada a la institución se produjo de la mano de Nicolás Frutos y su alejamiento fue como consecuencia de algunas rispideces en ese entonces con los dirigentes. A partir de allí, quedó un tiempo Diego Mosset, quien trabajó a la par de Trionfini hasta que se decidió a fines del 2017 la llegada de Ciccotello, que trabajó apenas unos meses antes de emigrar a Chile.

Además de Galoppo, también se tomó la misma decisión de no renovar con Eduardo Magnín, un entrenador que cumplió muy buenas actuaciones en la reserva, peleando el título en los últimos torneos.

El contrato de Magnín vencía el 30 de junio y venía trabajando desde hace varios años en el club, inclusive con un interinato en el primer equipo, cuando se alejó Pablo Marini hace poco más de dos años.

Fuente: El Litoral

Compartí la nota

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *