El Revés de la Trama dialogó con Martín Ayerbé presidente del Foro Naval Argentino Hipólito Bouchard e integrante de Social 21 La Tendencia, miembro del Movimiento Industrialista Nacional, sobre dos proyectos que tienen estado parlamentario uno el del Plan Naval Argentino y otro el del ELMA XXI. Contundente en sus argumentos sobre la necesidad de recuperar la soberanía en el transporte de cargas marítimas y fluviales, sobre todo teniendo en cuenta que no hay necesidad de dragar la hidrovía del Paraná.

Ayerbé describió de manera precisa el proyecto naval argentino que dejaría de perder 7.000 millones de dólares en fletes que se pierden en traer importaciones y llevar nuestros productos, al ser consultado sobre de que trata dicho plan dijo: “El plan naval argentino es la planificación para instrumentar la construcción de 175 barcos que es el tamaño de “bodega” que necesita la Argentina para su comercio exterior y transportar la mitad de las cargas de exportación y la mitad de cargas de importación en buques de bandera nacional

Ejercer nuestro derecho soberano nos ahorraría 7.000 millones de dólares

 En referencia al transporte de cargas como derecho soberano de nuestro país dijo: “Estos proyectos contemplan recuperar la reserva de carga que es el derecho soberano de los países de transportar justamente la mitad de su comercio exterior en sus propios barcos para que la otra mitad la realicen los países con los cuales comercia que sea justo y equilibrado. Nos permitiría salir de un quebranto de 7.000 millones de dólares de la balanza comercial que es entre el 11% al 12% de la balanza comercial anual de la Argentina, es un quebranto estúpido porque importar flete es lo mismo que importar aire, es importar un servicio del cual nunca te apoderas, no es una máquina, es la importación de un servicio que nunca es tuyo, es un quebranto constante”.

“En la exportación siempre la posición de fuerza la tiene quien te compra, pero en el caso de las importaciones la posición de fuerza estaría de nuestra mano, entonces si yo te compro producto industrial el flete lo hago por mí mismo, encima que te estoy comprando tu trabajo  te haces el flete vos esto es un ridículo absoluto”.

“Estos 3.500 millones de dólares que tendríamos que facturar con buques de bandera argentina además de equilibrar el quebranto y dejar en cero ese renglón de la balanza comercial nos permite la facturación para la propia actividad que es el servicio de navegación que es el negocio del mar ahí están los dólares que hay que ir a buscar y que los políticos profesionales dicen que faltan dólares, primero a la Argentina no le hacen falta dólares porque eso es absolutamente trucho, a la Argentina lo que le falta es trabajo”.

“Ni siquiera pueden cumplir con su propio apotegma de pararse con el dólar como si fuese territorio argentino cuando es territorio enemigo, ya que si su modelo de desarrollo es a través de los dólares, bueno muy bien sancionen el transporte por agua como reserva de carga y háganse de esos 7.000 millones de dólares que hoy están quemando en un servicio que nunca se adquiere. A eso se complementa el fondo de desarrollo que es un gravamen del 2% a todos fletes y eso nos permite la recirculación de las masas del capital intensivo de la actividad de la navegación hacia la mano de obra intensiva que es la de la construcción de barcos”.

Con la implementación del proyecto se generarían más de 152.000 puestos de trabajo

“Nosotros necesitamos 2.000 trabajadores durante dos años para construir un barco de los 175 que necesitamos que son 120 buques graneleros, 40 petroleros y 15 portacontenedores esto genera 25.000 puestos de trabajo en astilleros, 35.000 puestos de trabajo naval partistas y 90.000 puestos de trabajo en la sociedad donde estos trabajadores cuando queman el salario en menos de 30 días generan otros trabajos que no son industriales que los abastecen de bienes y servicios, si el obrero industrial tiene poder adquisitivo en su salario de 2.000 dólares por mes y se puede ser perfectamente eficientes sosteniendo la actividad en los mismos términos que las potencias extranjeras. De hecho si hoy lo pensamos al cambio del momento muy pocos ganan 1.000 dólares por mes”.

“Que vivir no sea solo aguantar, que es la condición a la cual nos han llevado. En este sentido esto hay que complementarlo con un armador estatal porque Menem en los 90 nos reventó Empresas Líneas  Marítimas Argentinas que tiene que ser un armador estatal como ELMA XXI que ya no sea solo marítimo sino multimodal  para equiparar a la Argentina con las empresas del mundo porque todas las empresas de transporte son multimodales , las que son dominantes son multimodales es decir la integración de la actividad ferroviaria, la carretera , la flota fluvial del río Paraná, el transporte naval marítimo y el transporte aeronáutico operando como una corporación estatal bajo las ley  20558 de 1973 de corporaciones del Estado y la 20.705  de 1974 de Sociedad del Estado, con ese plexo jurídico nosotros nos ponemos de pie porque además de ejercer el servicio de transporte la empresa estatal tiene una demanda de vehículos y eso permite generar trabajos industriales en las industrias automotrices , las industrias de producción de material ferroviario, las de industria aeronáutica y naval”.

Hidrovía del Paraná

Sobre el dragado, balizamiento y peaje de la Hidrovía del Paraná dijo: “El río Paraná es un río interior y nosotros ya tenemos una doctrina hace 150 años que es contraria a la libre navegación de los ríos interiores por los cuales Juan Manuel de Rosas y el pueblo argentino expulsaron del Paraná al imperialismo de la época que eran los ingleses y los franceses esto hace 150 años que está saldado no es algo para discutir y ver que hacemos la doctrina argentina es clara que es contraria a la libre navegación de los ríos interiores porque de ese modo Rosas nos equiparó con el mundo. ¿O vos pensas que los ingleses van a abrir el Támesis a los argentinos? ¿o los rusos el Volga? ¿o los franceses el Sena? No de ningún modo nosotros tenemos que hacer tecnología conveniente para dejar de dragar el Paraná porque las opciones que hay en estos momentos en danza son o liberales o keynesianas no hay ninguna patriótica están alineadas en el decreto 949 que es un decreto liberal y es la opción keynesiana. Hay que ir a San Martín, Rosas, Irigoyen y Perón y dejar de joder con Keynes o con Fredman y con doctrinas extranjeras cuando tenemos la propia que es la que nos dio resultado”.

“La propuesta a través de ELMA XXI es empezar a navegar con barcazas el Paraná que las de mayor tamaño son de 2.500 toneladas de capacidad, 60 metros de largo , 6 metros de ancho y 3 metros de calado que es el calado natural del Río Paraná no hay necesidad de dragarlo”, finalizó.

Escucha la entrevista completa: