Terminó detenido por robar un celular de una oficina del centro y luego pedir rescate

Se trata de un muchacho de 18 años que sustrajo de una oficina de San Jerónimo al 1900 un celular Samsung S8.

Tres jóvenes de 18 y 20 años, se involucraron en la tarde del lunes en un episodio policial tras haber intentado cobrar el rescate de un teléfono celular que habían robado de una oficina del microcentro santafesino.

El suceso ocurrió ayer, cerca de las 16, cuando un hombre llegó a la Seccional 1ª para denunciar que le habían robado un smartphone Samsung S8 del escritorio de la oficina donde trabaja, en San Jerónimo al 1900.

Tras el robo, la víctima explicó en sede policial que un compañero de trabajo recibió una serie de mensajes vía WhatsApp enviados desde su teléfono, donde le exigían el pago de $1.500 para recuperar el aparato.

Con la denuncia radicada, agentes de la Comisaría no dudaron e iniciaron una pesquisa para llevar a cabo una «entrega controlada», que se pautó en Urquiza y Diagonal Loyola.

En efecto, cuando el propietario fue hasta esa dirección para encontrarse con los extorsionadores, un grupo de agentes procedió a detener al joven que estaba con dos chicas. Los tres terminaron en la Comisaría.

Tras ser informado de la situación, el fiscal del Ministerio Público de la Acusación, dispuso que al muchacho de 18 años, identificado como Pablo G., se le inicie una causa por «tentativa de defraudación».

Fuente: Uno Santa Fe

Compartí la nota

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *