Cuando parecía que continuaría su carrera en Central Córdoba, surgieron diferencias que trabaron la negociación y se quedaría en Santa Fe a cumplir su contrato.

Quizás no tenga tanta relevancia como muchas otras tratativas, pero la salida de Nicolás Leguizamón en Colón es otra de las novelas del mercado de pases. El delantero pidió irse ante la falta de oportunidades y por eso, comenzó a analizar alternativas. En lo posible, quería hacerlo como jugador libre, ya que tiene contrato por un año más todavía.

Esto pintaba para ser un problema, ya que el club tampoco tenía intenciones de perder una parte del patrimonio. Entonces trascendió que estaba en la mira de San Lorenzo y Central Córdoba. Sobre todo éste último, que habría hecho gestiones, pero quedó en la nada por el alto salario del jugador.

Sin embargo, todo se refletó y se acercaron las partes. Sin embargo, Colón pidió una cifra por el préstamo que el Ferroviario no puede –o no quiere– afrontar, por lo que la operación se habría caído. Es más, hay muchas chances que el atacante finalmente se quede en Santa Fe a cumplir su arreglo y luego quedar libre.

De igual modo, cualquier cosa puede pasar en un mercado de pases muy complicado, especulativo y cambiante. Por ahora, sigue en Colón, pero habrá que ver.

Fuente: LT10