«No operaban lo suficiente» justificaron desde Nación y dieron de baja al Alassia

Ratificaron la medida e informaron que los niños con esta patología ahora serán intervenidos en Rosario.

Por Valentina Fassi

Desde el Ministerio de Salud y Desarrollo Social de la Nación ratificaron la determinación de dar de baja al Hospital de Niños Doctor Orlando Alassia de la capital de la provincia de Santa Fe del Programa Nacional de Cardiopatías Congénitas que financia las intervenciones de esta patología.

Fuentes de la Secretaría de Gobierno de Salud de la Nación justificaron la medida y señalaron  que el Alassia, como otros dos hospitales del país que también fueron sacados del programa, «no operaban lo suficiente». Aclararon además que la medida fue tomada «temporariamente hasta que recuperen su estándar», por lo cual trabajarán en conjunto con el ministerio de Salud provincial.

Afirmaron en este sentido que «los niños con cardiopatías congénitas de Santa Fe actualmente se operan en el Hospital de Niños Víctor J. Vilela», que es un efector municipal de Rosario, el único ahora de la provincia dentro del programa. Confirmaron así la vigencia de la resolución que quita el financiamiento para las cirugías cardiovasculaes al Alassia, firmada en noviembre de 2018 e informada recientemente a la cartera de Salud provincial.

El hospital de Niños local desde 2010 formaba parte del Programa Nacional de Cardiopatías Congénitas. Se encontraba en la categoría baja del programa de financiamiento (que tiene tres: baja, media, alta; según su equipamiento y la cantidad de cirugías que realizan), con habilitación para realizar operaciones del nivel I de complejidad y parte del nivel II; al igual que los otros dos hospitales dados de baja del programa de financiamiento que son el Hospital Materno Infantil San Roque de Paraná (Entre Ríos) y el Hospital Municipal de Trauma y Emergencias Dr. Federico Abete de Malvinas Argentinas.

El programa financiaba el 80% de las intervenciones que se realizaban en el área en el Alassia. En los dos primeros meses del año se practicaron 14 intervenciones de este tipo y hoy hay 45 pacientes en espera en el efector.

La decisión de Nación, que trajo mucho revuelo, fue tomada en el marco de una reevaluación de centros cardiovasculares tratantes. En este sentido explicaron desde la Secretaría que «en 2018 el programa tenía 17 centros tratantes en todo el país» y que «en el último tiempo dos (2) centros de categoría mediana subieron a alta; uno (1) subió a media; once (11) mantuvieron la categoría y tres (3) que eran de categoría baja y no operaban lo suficiente fueron temporariamente dados de baja hasta que recuperen su estándar».

«Todo eso fue informado formalmente a las autoridades de Santa Fe», sentenciaron desde Nación y agregaron que «desde las áreas técnicas de la Secretaría de Gobierno de Salud se trabaja continuamente con las autoridades de las jurisdicciones para garantizar la atención de los niños que padecen este tipo de patologías y promover que los hospitales vuelvan a recuperar sus estándares».

Fuente: Uno Santa Fe