La santafesina «Maca» Sánchez será la pionera del fútbol femenino profesional

Nacida hace 27 años en nuestra ciudad, y después de mucho tiempo de lucha, la delantera (junto a otras compañeras) se convertirá en la primera jugadora rentada del fútbol argentino.

Macarena Sánchez Jeanney, la jugadora que encabezó la lucha por un fútbol femenino profesional en la Argentina, se convertirá esta tarde en futbolista de San Lorenzo de Almagro y firmará (junto con otras futbolistas del club de Boedo) un contrato profesional por primera vez en la historia. La firma de los primeros contratos del fútbol femenino profesional, tras un acuerdo de los clubes con la Asociación del Fútbol Argentino (AFA), se llevará a cabo hoy a las 15, en el Nuevo Gasómetro, cuando se anunciará a “Maca” Sánchez como nueva delantera del Ciclón.

“Luche y vuelve”, posteó en su cuenta de Twitter @macasanchezj, quien durante los últimos meses fue muy atacada, al punto que sufrió amenazas de muerte y el hackeo de sus redes sociales. La futbolista fue protagonista de un reclamo, desde enero pasado, que terminó por impulsar el comienzo del profesionalismo para el fútbol femenino en la Argentina.

“Maca” inició una intimación contra su club de entonces, la UAI Urquiza, y también contra la AFA, para ser reconocida como trabajadora. Con la UAI Urquiza, Sánchez logró cuatro títulos de Primera División y disputó tres Copas Libertadores. En marzo, el presidente de AFA, Claudio “Chiqui” Tapia, firmó con Futbolistas Argentinos Agremiados (FAA) un acuerdo consistente en la suscripción de ocho contratos a jugadoras en cada uno de los 16 clubes que componen la Liga de Primera División. Y San Lorenzo dará el puntapié inicial, con la firma de once contratos profesionales.

La AFA destinará una ayuda de 120 mil pesos mensuales a cada club durante un año para que puedan cumplir con el pago de los salarios de las jugadoras profesionalizadas. A partir de la firma del acuerdo entre la AFA y Agremiados, que se plasmó el 13 de marzo en el predio de Ezeiza, los clubes tenían un máximo de 60 días para fichar jugadoras.

A la actual Liga de Primera División de mujeres la integran Boca Juniors, River Plate, San Lorenzo, Racing Club, Independiente, Huracán, UAI Urquiza, UBA Fútbol, Lanús, Platense, Villa San Carlos, Estudiantes de La Plata, Excursionistas, El Porvenir, Deportivo Morón y Atlanta.

Hasta ahora, las futbolistas “figuras” no llegaban a cobrar ni cinco mil pesos de viáticos en sus equipos ni en el Seleccionado, que empezó a tener notoriedad por lograr la clasificación de Argentina al Mundial de Francia 2019 después de 12 años de ausencia en la máxima competencia internacional.

En septiembre de 2017, mediante una carta pública enviada a la AFA, las jugadoras de la Selección argentina anunciaron un paro hasta que se solucionaran “los problemas estructurales”, con tres pedidos básicos: el pago de viáticos; condiciones de entrenamiento en una cancha de césped natural; y descanso en un hotel cuando viajen a competir. Este reclamo tenía un antecedente que fortaleció sus reclamos, ya que en un amistoso contra Uruguay, en Montevideo, las jugadoras habían dormido en el micro hasta la hora del partido.

Macarena Sánchez Jeanney nació en nuestra ciudad el 28 de diciembre de 1991 (27 años). En un hecho que quedará en la historia del fútbol argentino, “Maca” firmará hoy el primer contrato profesional como jugadora de San Lorenzo, después de haber actuado en UAI Urquiza, uno de los equipos más “fuertes” del certamen de Primera División Femenina. Desde pequeña, la delantera jugó al fútbol en Santa Fe de modo informal, pero fue recién en 2006 cuando comenzó a darle forma a su carrera en el equipo de fútbol femenino de la UNL (Universidad Nacional del Litoral), luego tuvo un paso por el Club Atlético Colón y por Logia Fútbol Club, en la Liga Santafesina de Fútbol. Pero en 2012 comenzó a participar de la Primera División Femenina del fútbol argentino, formando parte del Club Deportivo UAI Urquiza, oportunidad que surge de un amistoso en Santa Fe, donde el DT de la UAI, Diego Guacci la invita a probarse en su equipo.

Actualmente Macarena vive en Buenos Aires, donde además de su desde hoy, carrera profesional como futbolista, milita el feminismo y estudia Trabajo Social en la Universidad de Buenos Aires. Este año, el equipo de Villa Lynch decidió rescindir el contrato de la atacante. Sánchez Jeanney, reconocida militante feminista, intimó al club UAI Urquiza luego de que el mismo decidiera desvincularla a mitad del Torneo de Primera División 2018-2019, exigiendo la regularización de su situación laboral.

El comunicado publicado por la futbolista, que reclamaba por una profesionalización del fútbol femenino en Argentina, y el equipo jurídico que la representa, generó una repercusión inmediata en medios nacionales e internacionales, y en las redes sociales. Colegas de la futbolista se expresaron a favor de la lucha con la consigna y el pedido de un “Fútbol Femenino Profesional”, dejando en evidencia las falencias de la estructura del fútbol femenino en la Argentina. El reclamo encabezado por la futbolista y las amenazas anónimas recibidas, llegaron a recintos políticos como el Congreso de la Nación, la Cámara de Diputados de Santa Fe y la Legislatura de CABA, donde se presentaron diversos proyectos a favor de la causa.

Fuente: El Litoral

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *