Argentino consiguió un empate agónico y se quedó con la serie en los penales

El Decano y Central San Carlos igualaron 1 a 1. La visita lo ganaba, pero Argentino lo igualó a los 48’ST. Así, tras el 2 a 2 de la ida, la serie terminó 3 a 3 y hubo que definir en los penales. Allí, el local se impuso 4 a 2 y se quedó con el clásico sancarlino, que se volvió a jugar luego de 53 años. Además, clasificó a cuartos de final del certamen, donde se medirá ante Colón de Santa Fe.

Argentino de San Carlos derrotó a Central San Carlos por 4 a 2 en la definición con tiros penales luego de igualar 1 a 1 en los 90 minutos reglamentarios del partido revancha por los 16vos. de final de la Copa Santa Fe (en la ida salieron 2 a 2 y el resultado global fue 3 a 3). El partido se disputó este sábado en la cancha del vencedor, que avanzó a octavos de final donde se medirá ante Colón de Santa Fe.

Luego de 53 años, Argentino y Central volvían a protagonizar un clásico sancarlino. Y la serie tuvo todos los condimentos. Ya habían estado a la altura de las expectativas en el duelo de ida y también lo hicieron en la revancha. El pasado sábado cumplieron en el juego. Hoy, lo hicieron a través de la emotividad. Parecía que se lo llevaba el rojinegro, pero el tiro del final fue efectivo para el Decano (el empate llegó en el minuto 48 del segundo tiempo), que forzó la definición por penales y se quedó con una llave histórica.

Central fue quien comandó las acciones del juego en la etapa inicial. Ganando las disputas en el mediocampo y aprovechando las dudas de la defensa local, se erigió como dominador. Sacando provecho de eso, logró abrir el marcador: a los diez minutos del primer tiempo Cornejo apareció por detrás de todos para empujarla luego de un tiro de esquina.

El desarrollo seguía favoreciendo al visitante, sin embargo, instantes luego de la apertura del marcador Argentino pudo igualar pero Yost efectuó un rechazo providencial en la línea cuando Cenci se preparaba para gritar el empate. También pudo estirar la ventaja la visita, pero Garutti falló un mano a mano ante el arquero Leiva, que se quedó con el desafío y ya adelantaba que sería una de las figuras del encuentro.

En los últimos 15 minutos el encuentro se “planchó”. Central cedió la posesión y esperó en su campo, algo que casi lo paga caro, ya que Argentino tuvo dos situaciones para empatar. Primero, Núñez estrelló un disparo en el palo; luego, Cenci no logró conectar un balón debajo del arco tras un córner.

AGÓNICO EMPATE

El complemento fue totalmente desprolijo por parte de ambos equipos. Predominó el nerviosismo y la pierna fuerte. Fue el único segmento de la serie donde se notó que se trataba de un clásico trascendental para la historia de ambas instituciones. Las posturas quedaron claras: Argentino, apremiado por el resultado global, se lanzó con todo a la búsqueda del empate. Central optó por replegarse buscando aprovechar algún contragolpe.

La serie pudo quedar liquidada a los 18, cuando Garutti fusiló a Leiva que volvió a salvar al local. Los minutos corrían y Argentino no lograba cristalizar sus intenciones en el campo de juego. No aparecían ni la claridad ni la profundidad. El que sí se mantenía era el nerviosismo. Quedó claro a 12 minutos del cierre, cuando Matías Martínez perdió de vista el balón y bajó a Emanuel Martínez que se iba cara a cara con el arquero. El árbitro Arasa le sacó la roja directa.

Se terminaba el encuentro y Argentino no había logrado crear ninguna situación clara de peligro en el segundo tiempo. Sin embargo, no se precipitó. En el tercer minuto de descuento, el ingresado Godano efectuó un desborde a pura potencia y habilitó a Claudio Cenci que, debajo del arco no falló y estableció el agónico 1 a 1 para desatar la locura del público Decano y enviar la serie a la definición por los penales.

Desde los doce pasos, Argentino tuvo una eficacia del 100%: anotaron Canalis, Cenci, Martínez y Latuf. En tanto que Grenón y Ballester la tuvieron en Central, pero no fue el caso de Benzi, que estrelló su disparo en el travesaño, y Cornejo, cuyo remate fue desviado por Leiva. Así, el Decano logró una histórica clasificación y tendrá el privilegio de recibir a uno de los grandes de la provincia: Colón de Santa Fe.

Fuente: El Litoral

Compartí la nota

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *